EFECTOS NOCIVOS DEL TABACO EN NUESTRA BOCA

PRIMERA CONSULTA Y REVISIÓN GRATUITA
19 septiembre, 2018
INVISALIGN
25 septiembre, 2018

EFECTOS NOCIVOS DEL TABACO EN NUESTRA BOCA

EFECTOS NOCIVOS DEL TABACO EN NUESTRA BOCA

Aunque el tabaco afecta a la salud en general, en este post vamos a centrarnos en sus efectos en la salud bucodental.  Los pacientes se preocupan más por los efectos estéticos, ya que son los más visibles, como las manchas de nicotina o el color amarillento que provoca en los dientes. Pero los efectos nocivos del tabaco en nuestra salud bucodental van mucho más allá. Te explicamos cuales son los principales:

Periodontitisel tabaco triplica los riesgos de sufrir periodontitis y además hace que esta enfermedad progrese más rápidamente que en no fumadores ya que la encía de los fumadores tiene menos capacidad de defensa frente a las bacterias nocivas. Además, debido a la acción vasoconstrictora del tabaco (llega menos riego sanguíneo), la encía de los fumadores no sangra aunque esté inflamada. El sangrado es un signo de alarma que hace que los pacientes acudan a la consulta y, al no tenerlo, se retrasa el diagnóstico de la enfermedad. Por el mismo motivo, el riesgo de fracaso de implantes y/o infecciones de los mismos (periimplantitis) también es mayor.

Peor cicatrización: la disminución del riego sanguíneo en las encías disminuye la capacidad de los tejidos para repararse, retrasando la curación y cicatrización de las heridas (por ejemplo, tras una extracción) y aumentando el riesgo de sobreinfecciones. Esto también hace que las tasas de éxito de ciertos tratamientos disminuyan en el paciente fumador (por ejemplo cirugías mucogingivales, periodontales, colocación de implantes…)

 

 

Riesgo de cáncer oralEl tabaco contiene sustancias tóxicas, mutagénicas y cancerígenas que aumentan el riesgo de aparición de lesiones precancerosas y cancerosas a nivel oral.  Es la causa del 70% de los casos de cáncer bucal en del mundo. Este riesgo aumenta si se une al consumo de alcohol. Es la consecuencia más grave de consumo de tabaco a nivel oral.

 

 

 

Halitosis: Algunos componentes del tabaco como la nicotina y el alquitrán, se adhieren a las mucosas y dientes al pasar el humo por la cavidad bucal, con lo que el olor del tabaco permanece en la boca durante un tiempo. Además, éstos componentes también alteran el equilibrio bacteriano de nuestra boca y la resecan, lo que agrava mal aliento provocado por otras causas. A todo esto hay que sumarle la limitación en el olfato y en el sentido del gusto que sufre el fumador, especialmente para lo salado.

 

 

Dientes amarillos: es uno de los signos más antiestéticos que provoca el tabaco, está condicionado por la nicotina y el alquitrán de los cigarrillos que aporta al diente manchas de color amarillento. Aunque de inicio esto se puede corregir con un blanqueamiento dental, con el paso del tiempo y el consumo continuado de tabaco, las manchas pueden llegar a ser muy difíciles de eliminar. Y no es solo una cuestión estética. Las personas con los dientes manchados o amarillentos suelen tener problemas de confianza a la hora de hablar, sonreír y reír con normalidad, lo que afecta a su autoestima.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *